Komatsu y la tecnología

El sistema de propulsión híbrida eléctrica, específicamente la tecnología de Reluctancia Conmutada (Switched Reluctance, SR) está captando la atención de todos. Es fácil ver por qué, después de todo, existe una razón por la cual todos los principales actores del sector industrial investigaron y decidieron concentrarse en la propulsión eléctrica SR. Pero la historia de Komatsu con esta tecnología se remonta a mucho antes que esto.
La experiencia de Komatsu con los equipos eléctricos para movimiento de tierra data de la década de 1950, cuando R.G. LeTourneau Inc. (adquirida por Komatsu) introdujo la aplicación de la propulsión diésel-eléctrica en los equipos de movimiento de tierra. Letourneau reconoció hace muchos años que la propulsión eléctrica era ideal para grandes equipos de movimiento de tierra fuera de carretera y que podría mejorar la producción, la eficiencia y el ahorro de combustible.

Mark-Barr
MARK BARR Director de Ingeniería de Cargadores Frontales Komatsu

Muchas de estas tecnologías no evolucionan, pero se hacen realidad por innovación y pensamiento progresista. El verdadero truco está en descubrir cómo pueden aplicarse de manera confiable, especialmente en aplicaciones muy demandantes como el movimiento de tierra.
A mediados de la década de 1990, la compañía comenzó a trabajar con la tecnología SR que fue incorporada en la línea actual de cargadores frontales P&H de Komatsu. A principios de la década de 2000, se construyeron prototipos. En el 2004, el lanzamiento de esta tecnología estaba preparada para ser implementada en la producción de un nuevo modelo.
Durante el 2008, comenzó la transición de la línea completa de cargadores frontales a la tecnología SR.
Uno de los beneficios es su potencia concentrada. Un motor SR puede generar la potencia equivalente a uno más grande en un tamaño menor. La parte rotativa de un motor SR es más liviana, lo cual conlleva a un menor estrés sobre el tren de engranajes, mejorando el ciclo de vida útil y el ciclo de trabajo de los componentes. Adicionalmente, la tecnología SR no tiene limitaciones de velocidad: en comparación con otros motores, ofrece una capacidad de velocidad significativamente superior.

CARGADORES FRONTALES P&H CON LA TECNOLOGÍA SR

Komatsu ahora tiene más de 150 cargadores frontales P&H que usan la tecnología SR en distintas partes del mundo. Esto significa millones de horas acumuladas de operación y decenas de miles de horas de funcionamiento de componentes individuales.
Basándonos en estas experiencias, se han desarrollado algoritmos de control avanzados del sistema SR para optimizar su eficiencia en la aplicación del torque al terreno, permitiendo controlar el derrape de las ruedas a fin de minimizar el desgaste de los neumáticos y reducir considerablemente consumo de combustible. También ha incorporado décadas de conocimiento en el diseño de motores de tracción para minería a fin de garantizar que los diseños de nuestros motores y generadores sean robustos, confiables y aptos para ofrecer una larga vida útil en el exigente entorno de trabajo de una mina.
La tecnología SR es el futuro, pero ha sido parte de la historia de Komatsu por mucho tiempo. Los resultados se lograron gracias a décadas de trabajo y experiencia. No solo podemos ofrecer los beneficios que otros recién comienzan a usar, sino que también sabemos cómo aplicar esta tecnología y optimizar en todos los sentidos la confiabilidad, el consumo de combustible y el rendimiento.
La tecnología SR es una característica clave de las últimas innovaciones de la compañía, así como las Máquinas híbridas de carga, transporte y descarga (LHD) Joy para minería subterránea y la Pala híbrida P&H 2650CX para minería de superficie.

Facebook Comments